06/02/2020 13:09 Hs.
La odisea por la rifa millonaria que puede llevar a la quiebra a Chascomús

La historia empezó 1995 cuando dos mujeres resultaron ganadoras de un terreno de 327 hectáreas que nunca pudieron escriturar. Veinte años después la Corte Suprema falló a su favor y el municipio debe pagar una suma que representa el 30% de su presupuesto. 

A- A A+

Aunque cueste creer, una rifa local desató un conflicto judicial que lleva 25 años y ni siquiera el intendente, Javier Gastón, lo puede resolver. Se trata de un premio que entregaba un terreno que los ganadores nunca pudieron escriturar.

Javier Gastón se reunió con la Ministra Teresa García pero no logró resolver el conflicto

El intendente tuvo un encuentro con la Ministra de Gobierno provincial, Teresa García, para expresarle el histórico problema. El intendente le planteó su “preocupación por la situación de la Municipalidad de Chascomús ante el conflicto de la rifa del campo”.

El objetivo era buscar ayuda financiera para afrontar el pago de la demanda judicial. Desde el gobierno provincial se mostraron colaborativos aunque aclararon que la situación económica de Buenos Aires es grave y las prioridades son otras.

Historia de una rifa millonaria

Esta historia arrancó en 1995 cuando se suponía que tres escuelas rurales realizaban una rifa con la autorización del entonces intendente, Juan Carlos Salas. La misma entregaba 1000 números y el premio era tentador, un terreno de 327 hectáreas valuado en 15 mil dólares cada una. La rifa fue ganada por dos vecinas, Sonia Dellavedova de Godoy y Clorinda Sandoni, ya fallecida.

De la alegría al desencanto

En realidad la rifa la realizó Jorge Nageed supuestamente para beneficiar a las escuelas rurales pero el campo no era de él y además estaba hipotecado. A la vez, la gestión comunal cometió dos errores: Permitió la venta de 2000 mil números, mientras que por ordenanza podían ser 1000 y no verificó que el campo estuviese escriturado.

Lo que había sobre el terreno era un boleto de compra venta que tenía Nageed pero antes del sorteo, había hipotecado el terreno, por lo tanto, las ganadoras no podían escriturar. Al no cancelarse el crédito hipotecario fue rematado judicialmente.

La Corte Suprema falló a favor de las ganadoras

Las dos mujeres iniciaron acciones judiciales que culminaron con la sentencia de la Corte Suprema de Justicia de la Nación que resolvió desestimar el recurso extraordinario interpuesto en el mes de noviembre del año 2014 por la Municipalidad de Chascomús por la que la comuna deberá afrontar un pago millonario.

El actual mandatario fue reelecto en 2019 pero tres años antes manifestaba su preocupación. “Son 100 millones de pesos que el municipio debe pagar, ya no tenemos más instancias judiciales porque la Suprema Corte dictó sentencia firme y deberá pagar la administración actual, eso significa el 30 por ciento del presupuesto municipal”.

El municipio de Chascomús intentó meter en el litigio a Lezama ya que recién en 2007 se separó del distrito que hoy conduce Javier Gastón. La respuesta de la justicia fue negativa.

Miguel Otegui, uno de los abogados de las ganadoras dijo: “Me resulta imposible determinar en este momento una cifra sobre el monto final indemnizatorio, porque han pasado más de veinte años y hay que calcular el valor del campo, intereses, honorarios y el lucro cesante por no haber podido explotar el campo durante todos estos años”, en una entrevista radial con la 90.1 de Chascomús

“Los distintos gobiernos municipales de Chascomús no tomaron esto como un problema”, enfatizó el abogado del caso millonario que aún no se resolvió.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento puede ser eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La historia sin fin de la rifa impagable

Funcionarios relacionados

Intendente
5° Sección, Chascomús
Ministro de Gobierno
Buenos Aires