Lo puso en marcha el Ministerio de Salud de la Provincia. El año pasado se detectaron mil casos en el primer semestre en mujeres embarazadas. El 40 % de los diagnosticados muere en etapa fetal.

A- A A+

Frente al importante crecimiento de niños afectados por Sífilis congénita, el Ministerio de Salud de la Provincia lanzó un plan integral para la eliminación de la enfermedad en 35 municipios bonaerenses.

La detección de más de mil mujeres embarazadas afectadas en el primer semestre de 2009 motivó la medida. Estiman que cada año más de 5.400 casos se atienden en hospitales públicos. Si la mujer embarazada no se trata existe riesgo de muerte fetal en cuatro de cada diez casos y en los casos en que los bebés nacen vivos corren riesgos de malformaciones varias.

El plan prevé un relevamiento en los 35 hospitales públicos designados para evaluar la magnitud del fenómeno, y estima una inversión de 200 mil pesos.

Habrá capacitación para los equipos técnicos de los municipios y maternidades en el control del embarazo con eje en la prevención, detección y seguimiento de la sífilis congénita y un nuevo sistema de vigilancia de casos mediante la conformación de equipos de auditoría locales, a fin de crear un "circuito sanitario" por el que debe atravesar cada mujer embarazada con el objetivo de diagnósticos adecuados.

La mujer contrae sífilis por relaciones sexuales sin preservativo con un infectado y, al quedar embarazada, puede transmitirla al bebé por nacer.

Cuando una persona contrae sífilis puede no percibir ningún síntoma. En otros casos, la enfermedad puede manifiestarse con úlceras que pueden aparecen en pene, ano, vagina o boca. Como no duele, buena parte de los afectados no consulta. La enfermedad tratada se cura fácilmente con penicilina.